El Origen del Camino de Santiago

Hoy os queremos contar un trocito de la historia del Camino de Santiago, un camino con doce siglos de historia y diferentes itinerarios, la ruta conocida como el Camino Francés pasa por nuestra querida ciudad de Jaca, la primera ciudad del Camino de Santiago en territorio español.

Santiago de Compostela es un municipio de España y la capital de la comunidad autónoma de Galicia, que junto con Roma y Jerusalén es uno de los núcleos de peregrinación más importantes del mundo cristiano.

Según la tradición, aquí se encuentra la tumba de Santiago el Mayor, uno de los doce apóstoles de Jesucristo. Por esta razón, la ciudad de Santiago de Compostela se convirtió a parti de la Edad Media en un importante centro de peregrinación cristiana, surgiendo de esta forma el Camino de Santiago.

Santiago el Mayor, cuyo nombre real fue Jacobo de Zebedeo, era un humilde pescador, hijo de Zebedeo y Salomé y hermano de Juan el Evangelista. Después de la resurrección de Jesucristo, el apóstol Santiago se embarco en un carguero que hacia la ruta entre Hispania (de donde traía metales y otras materias primas) y Palestina (que exportaba mármol y especias) para predicar el cristianismo en la Península Ibérica.

Desembarco en un puerto de Andalucía y desde allí se dirigió hacia el norte por tierras portuguesas hasta llegar a Iria Flavia (Galicia) y posteriormente hacia el este (Lugo, Zaragoza y Valencia) desde donde partió nuevamente hacia Palestina.

A su llegada a Palestina, Herodes Agripa I, rey de los judíos en aquellos tiempos, ordenó el asesinato de Santiago en Jerusalén por incumplir la prohibición de predicar el Cristianismo. Fue decapitado convirtiéndose así en el primer apóstol martirizado y uno de los primeros cristianos en perder la vida por su fe.

Los restos del Apóstol Santiago fueron recuperados por sus discípulos Atanasio y Teodoro que los llevaron en barco hasta la península Ibérica, en concreto al puerto de Iria Flavia en Galicia. Desde el puerto transportaron su cuerpo en un carro hasta el bosque de Libredón, lugar en el que los bueyes se negaron a continuar. Los discípulos consideraron este hecho una señal divina y eligieron este lugar para enterrar el cuerpo del apóstol.

En los siglos posteriores nadie supo nada mas de la tumba y se perdió su rastro por completo hasta que en el año 813 el eremita Pelayo soñó con el apóstol Santiago quien le revelo el paradero de la tumba. Pelayo fue a comprobarlo y encontró los restos, por lo que aviso a Teodomiro, obispo de Iria Flavia quien a su vez se lo comunico al Rey Alfonso II el Casto. El rey mismo decidió ir a comprobar los hechos, convirtiéndose así en el primer peregrino que camino desde Oviedo a Santiago. A su llegada descubrió que efectivamente, los restos del apóstol estaban en ese lugar. Este camino se conoce hoy en día como el “Camino Primitivo” y destaca por ser declarado por la Unesco Patrimonio de la Humanidad junto con otros itinerarios.

Tras el descubrimiento de los restos del apóstol Santiago, se le proclamó a este como Patrón del reino Galaico Astur y se construyo una pequeña iglesia en el lugar en el que se encontraron los restos. Siglos más tarde se construyo la Catedral y la zona en torno a la catedral se convirtió en lo que hoy conocemos como la Ciudad de Santiago de Compostela.

Catedral de Santiago de Compostela
Catedral de Santiago de Compostela

 

Catedral de Santiago de Compostela
Catedral de Santiago de Compostela

El descubrimiento de la tumba se consideró en aquella época un milagro y a partir de ese momento empezaron las peregrinaciones de creyentes cristianos de todas las partes de Europa hacia Santiago de Compostela.

 

Tumba Santiago el Mayor en la Catedral de Santiago de Compostela
Tumba Santiago el Mayor en la Catedral de Santiago de Compostela
Tumba Santiago el Mayor en la Catedral de Santiago de Compostela
Tumba Santiago el Mayor en la Catedral de Santiago de Compostela

La mayoría de los creyentes recorrían el camino por su propia voluntad y por múltiples motivos: pedir una gracia, hacer una confesión, cumplir una promesa, pero en algunos casos la peregrinación fue impuesta como un castigo por un juez para las personas que habían cometido pecados graves. La ciudad recibe hoy en día alrededor de 2,5 millones de visitantes al año y existen una multitud de rutas/itinerarios.

El Camino de Santiago en Jaca

El camino más transitado en España es el Camino Francés. Este tiene dos entradas en España, Roncesvalles y el puerto de Somport. El camino que entra por el puerto de Somport lleva a los peregrinos a recorrer el Valle de Aragón hasta llegar a Jaca.

Camino de Santiago Francés
Camino de Santiago Francés

El Tramo Pirenaico del Camino Francés cuando se entra por Somport tiene tres etapas y Jaca se encuentra en la primera etapa. En la época medieval, tras el descubrimiento de los restos del apóstol Santiago, Jaca, capital del Reino de Aragón fue la primera ciudad del Camino de Santiago debido a que el Rey Sancho Ramírez le concedió un fuero que otorgaba a los habitantes derechos y libertades con los que se pretendía atraer nuevos pobladores.

Hoy en día, la ciudad de Jaca sigue siendo una parada muy importante en el Camino de Santiago ya que aquí se pueden visitar otros lugares impresionantes y representativos en la historia del cristianismo, como la Catedral de San Pedro de Jaca y el Monasterio de San Juan de la Peña, entre otros.

La magia y belleza que albergan estos lugares es única así que os invitamos a descubrirla vosotros mismos y… ¡Cómo sino recorriendo el Camino de Santiago!

Compartir en: